martes, 17 de noviembre de 2015

Panamà contra el Estado Islàmico

Mientras en las noticias locales, CNN, facebook, twitter e instagram, se publicitaba el horror que vivìan en Parìs, las personas vìctimas del atentado, la tristeza de sus familiares, el miedo colectivo a lo que pasarìa despuès de las amenazas de màs ataques terroristas; yo me retorcìa de rabia constantando como los medios manipulan la informaciòn y hacen que la humanidad lamente un hecho extraordinario e inesperado y que permanezcan callados o completamente  ignorantes respecto a otros acontecimientos atroces como los que ocurren constantemente en Gaza, Siria y Beirut.

Creo que la ùnica imàgen que verdaderamente ha tenido peso para los medios de comunicaciòn occindentales respecto al conflicto en oriente, ha sido el cuerpecito de Airàn Kurdi ahogado en la playa. Esas noticias impactan un dìa, luego pasan de moda. A Airàn lo tengo en mi foto de portada de perfil, porque me recuerda a mi hijo cuando duerme y me duele, pues tan sòlo es uno de los cientos de niños vìctimas de bombardeos y matanzas "polìticamente correctas" que se dan dìa a dìa. Niños que han perdido las piernas, niños enterrados bajo los escombros, niños huèrfanos, niños con traumas, niños que han visto la muerte frente a frente, niños que emigran y pierden la vida en el intento.


Yo no voy a criticar a quien use los hashtag Pray For Paris, o Yo soy Paris, porque me alegra que haya sensibilidad en cuanto a la desdicha del pròjimo parisino. Y precisamente porque abundan los simpatizantes de las vìctimas de los atentados recientes contra esta cosmopolita, traigo a colaciòn los objetivos militares de Francia, Israel y Estados Unidos en el extranjero, es decir, los niños, niñas, ancianos, mujeres y padres de familia sobre los que caen muros y misiles todos los dìas y todas las noches, sin que facebook conceda al usuario un filtro de su bandera en su foto de perfil. Y si aùn no lo saben, porque los medios no les proveen de esta informaciòn, estos tambièn requieren de mucha compasiòn.


Reafirmo mi convicciòn de que estas muertes no son daños colaterales, no son muertes accidentales y estoy absolutamente convencida de que los estàn tratando de exterminar, tal como el règimen nazi una vez quiso desaparecer judìos y otras minorìas. La historia se vuelve a repetir.


Mis principios no me permiten ser solidaria con una catàstrofe y pasar por alto otra, y aunque no le resto importancia a la gravedad de un ataque terrorista, tampoco me sorprende que a un paìs, cuyo gobierno central patrocina, promueve y practica la guerra donde mueren personas inocentes todos los dìas desde hace tantos años; sufra un golpe de esta magnitud. Esta barbarie no va a parar pronto porque el odio que se responde con odio, no tiene manera lògica de controlarse ni de limitarse. Es una bola de nieve que a medida que rueda cuesta abajo, se vuelve màs grande y màs fuerte. Las decisiones que toman nuestros gobernantes nos afectan a todos de una manera u otra, esto lo ha comprobado Parìs de la manera màs amarga, y es que aquellos paìses que participan de una guerra que ni siquiera es suya, con alianzas polìtico econòmicas, dotando de armamento a paìses encaprichados en la continuidad de la matanza, tarde o temprano la atraen hacia sus gentes totalmente inocentes y sus zonas de lujo altamente turìsticas.



Me parece repugnante, discriminatorio, racista y desigual, el enfoque que los medios de comunicaciòn le han dado a tantos sucesos espantosos que han ocurrido a escasas horas de diferencia. Me da rabia y con làgrimas de impotencia escribo este post, porque como cristiana, me rehùso a odiar a otra persona que no profese mi misma religiòn o que lea una biblia distinta a la mìa. Ni me acojo a ninguna de las palabras del presidente de los Estados Unidos en cuanto a que èste es un acto contra toda la humanidad. No señoras y señores, yo no. Este es una consecuencia de las polìticas intervencionistas y colonialistas que algunos paìses tienen por costumbre ejecutar en contra de las naciones màs dèbiles, contra las tercermundistas. Gobiernos superpoderosos que crean monstruos y luego los sueltan al mundo desligàndose de toda responsabilidad.



No hay bandera, no hay escudo, ni hay himno que signifique màs patria que la que cada uno lleva en su corazòn, no sòlo por su tierra sino por sus paisanos. Eliminando cualquier frontera, todos somos hermanos y tenemos un mismo origen. Esos niños que crecen en medio de la desesperanza, de la privaciòn, del miedo, de la muerte, de la desventaja, del asedio, del acoso, de la escasez, de los bombardeos, de las mutilaciones, de las carencias; son los mismos que se van a levantar por venganza. Y luego màs de cuatro despistados se preguntan ¿por què?


Aquì en Panamà para sacar a un dictador, Estados Unidos en diciembre de 1989, hizo un despliegue militar sobre barrios pobres que acabò con la vida de cientos de panameños. Ya sea asfixiados por el humo, quemados vivos o despedazados; amanecieron tirados en las calles de la capital como perros. Aùn no se tiene la cifra exacta, porque es igualmente de irrelevante contar negros marginados y pobres que escribir la historia en los libros tal cual como fue. La captura de Manuel Antonio Noriega, un vil narotraficante, entrenado por la CIA, se dio a costa de incontables vidas inocentes y eso es tan terrorista como cualquier aviòn estrellado contra unas torres.

Panamà bombardeada, diciembre de 1989.
 Mi hijo es algo màs que una bolsa de sangre, huesos, sesos y carne. Mi hijo es una ternura de bebè. Y el sòlo hecho de pensar en esas madres que perdieron a sus hijos, me parte el corazòn. Trato todos los dìas de tomarme una foto junto a mi bebè, porque soy feliz cuando estoy junto a èl y a esas pequeñas cosas uno se debe atener para seguir viviendo "normal" en un mundo loco.


No sè de dònde ha sacado el presidente Varela que Panamà formarà parte de la coaliciòn contra el Estado Islàmico liderada por Barack Obama. Figurar como el primer paìs de latinoamèrica con esa determinaciòn (creo que por el momento el ùnico), teniendo un canal que es para trànsito de buques de todas las partes del mundo, nosotros que ni ejèrcito tenemos; nos  compromete a todos los panameños como si fuèsemos aliados de gobiernos que someten a otros, que atentan contra la soberanìa de otros paìses y que son los principales causantes de este tremendo lìo.

El Canal de Panamà bajo el Tratado de Neutralidad obliga a nuestro paìs a que mantenga las puertas abiertas a todas las naciones en tèrminos de entera igualdad y si por un segundo el canal llega a estar en peligro, ¿quiènes creen que vendràn a establecer sus bases para protegerlo? Eso està contemplado en los Tratados Torrijos Carter y la devoluciòn de la zona canalera que se hizo realidad el 31 de diciembre 1999, estaba condicionada a la firma de este tratado en septiembe de 1977. No serìa justo que los gringos ingresen nuevamente en nuestro territorio por una amenaza que ellos han creado, que traigan consigo fobias a ataques terroristas y que han sabido utilizar como excusa para que voluntariamente las personas renuncien a sus derechos civiles en busca de protecciòn. No han sanado las cicatrices de viejas heridas, desaparecidos, familias sin indemnizaciones, nada; y ya nos estàn metiendo por los ojos la idea de que estamos en el deber moral de proporcionar inteligencia para combatir al Estado Islàmico. Incluso si el ùnico compromiso es detectar cuentas destinadas al patrocinio de terrorismo, todo aquel discurso de formar parte de la lista de paìses en la coaliciòn, era totalmente innecesaria y puro impulso del momento. Es ridìculo y es estùpido. ¿Què le costaba mandar unas condolencias hasta Parìs?

Para mandar ayuda humanitaria, tampoco es necesario formar parte de la coaliciòn. Yo misma me sentirìa orgullosa de que Panamà actuara como en mùltiples ocasiones lo ha hecho Cuba en cuanto a enviar doctores para asistenca mèdica gratuita en los conflictos que azotan Siria. Pero todo lo que no sea ayuda para los afectados, sino para EUA, es pura mierda diplomàtica. ¿Què paìs cuyo negocio mejor pagado es la venta de armamento bèlico quiere perder a su principal comprador ?

Yo ya he empezado a tener pesadillas, seriamente, todo el tema de una tercera guerra mundial me parece creìble y es muy angustioso imaginar que mi casa sea parte de toda esta basura.

 Como conclusiòn de este post, solo quiero que sepan que no estoy buscando que nadie se justifique por sentirse triste por Parìs, es lo justo. Sòlo que los invito a no dejarse nublar la vista, los invito a sòlo sentir como enemigos, a los enemigos de la paz.

17 comentarios:

  1. Tienes toda la razón. Y te lo digo yo que he puesto una foto de condolencia en la portada de mi blog y en el perfil de facebook. Yo soy consciente de eso y en un comentario en un blog amigo "Abrazo de libro" que creo que también es amigo tuyo, acabo de hablar de ello. De cómo el dolor en países musulmanes o pobres, o negros, nos duele menos, nos parece menos dolor, más llevadera la barbarie. Tienes razón y entono un mea culpa y no me quiero quitar responsabilidad: en mi subconsciente las cosas son así, pero debo luchar por que en mi consciencia sean de otra forma.
    De todas formas, por si te sirve de consuelo, en facebook y twittter se ha escrito mucho sobre las responsabilidades de occidente y sobre el sufrimiento de esos pueblos que, no lo olvidemos, son los que más sufren el fundamentalismo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Rosa por el apoyo, pero no es culpa de la gente necesariamente, ni tuya ni mìa. Son los medios independientes los que estàn trayendo las imàgenes porque realizan un trabajo arduo en las zonas de conflicto. La crìtica no va dirigida a la gente de a pie como tù y como yo, no quiero caer en faltas de respeto. La crìtica va en lo que los medios de las grandes empresas nos traen y lo que nos ocultan a su conveniencia.

      Hasta hoy martes veo una reacciòn màs solidaria con la gente de oriente.

      Eliminar
  2. Buenas tardes Arethusa. Acabo de leer tu post y simplemente quiero decirte que me identifico con el mismo en cada punto, en cada palabra y deja entrever tu inteligencia al no dejarte llevar por la vía que como bien dices, nos marcan tantos poderes, ya sean políticos o medios de comunicación, que tratan a las catástrofes según les conviene y conforme a sus intereses del momento. Desgraciadamente, no soy nada optimista al respecto porque estamos invadidos de una desidia estructural que veo bastante difícil de erradicar,
    Lo dicho, enhorabuena por tu post y me quedo como fiel seguidor.
    ¡¡Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, bienvenido y muchas gracias por tu comentario.

      Me agrada saber que no estoy sola y te habràs dado cuenta que tampoco me siento optimista. Ya el daño a las mentes de esa generaciòn de oriente es gravìsimo, no sè què serà de estas personas en unos años, sì que hoy siento làstima por ellos y no quiero ser completamente condescendiente ni ingenua. pero tengo la esperanza de que no hayan matado toda su humanidad aùn.

      Eliminar
  3. Respecto a lo que cuentas de Panamá, también tienes toda la razón y recuerdo que cuando USA entró para atrapar a Noriega, lo hablamos mucho en mi grupo de amigos y en la familia. Mientras Noriega les sirvió, lo mantuvieron ahí. Cuando empezó a molestar destrozaron todo lo que encontraron a su paso para detenerlo. Estas prepotencias de los países del primer mundo (mal llamados civilizados), es lo que lleva a situaciones como la que vivimos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fue horrible Rosa, mis papàs me lo cuentan, los comercios saqueados, una ciudad destruìda, somos un paìs chiquito, de no ser por el canal casi nadie nos conocerìa. Y yo que apenas tenìa dos años, mi papà no sabìa si huir a Costa Rica o quedarse a esperar.

      Panamà habìa acorralado a Noriega, de la nada llegaron y bombardearon casas de civiles, edificios departamentales de gente pobre, bajo un supuesto llamado del que màs tarde no hubo pruebas ni responsables.

      La cultura estadounidense es sentirse orgullosa de su ejèrcito, de sus marines, de sus seals, pero acà en Panamà no. Cuando un policìa le pega a un civil casi siempre lo llamamos abuso policial, aunque no sepamos lo que hay detràs o si se lo merecìa, lo llamamos asì. Porque no estamos acostumbrados a que gente armada arremeta contra gente desarmada. Nosotros no sentimos ningùn placer ni es nuestro sueño enviar a nuestros hijos o esposos a la guerra, a que mueran o que matan.

      Nos fue muy mal en el règimen militar y por ningùn motivo nos gustarìa que surja la necesidad de tal cosa.

      Eliminar
  4. Gracias ARTHUSA por tu lucidez . Gracias Rosa Berrós por haber compartido

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a tì por leer y me uno a tu agradecimiento a Rosa, por la gentileza de compartir.

      Eliminar
  5. Gracias ARTHUSA por tu lucidez . Gracias Rosa Berrós por haber compartido

    ResponderEliminar
  6. Hola!
    No estoy a favor de la muerte de ningún ser humano inocente: niños, mujeres y hombres que su único pecado es estar en el lugar equivocado y hora equivocada. No considero que el fin justifica los medios. Alzo mi voz de protesta contra la violencia, la amenaza contra la libertad y expresión, contra las personas o grupos que quieren imponer sus ideologías a base de amenazas.
    No considero que la violencia se debe combatir con más violencia.
    En esta guerra de la cual poco sabemos y que solo obtenemos pedazos de información a conveniencia, todos tienen su responsabilidad pero no debe ser la población inocente la que pague por eso, lamentablemente es la principal afectada.
    Hay que promover la paz, la armonía y la solidaridad entre pueblos.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me acojo a tu llamado de paz, armonìa y solidaridad. Besos !

      Eliminar
  7. Así es Fany, mientras estas potencia mundiales dejen su intervencionismo este tipo de cosas van a seguir pasando. Total fallo lo que está haciendo el gobierno panameño de ponernos en la mira de estos grupos terroristas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo hasta hace poco vine a saber que paìses como Libia, Siria, Irak, Israel, son jòvenes y es una cosa absurdo que teniendo tan pocos años de exitencia tengas conflictos de esta magnitud. Estamos claritos en que Siria sobre todo, tiene una posiciòn geogràfica privilegiada y que occidente y USA como la Uniòn Europea se babea por el petròleo; pero cònchale, son demasiadas muertes de civiles que esto me huele a exterminio y eugenesia.

      Eliminar
  8. Tienes toda la razón Arethusa, me conmueven tus palabras, y lo peor es que lo hacemos sin pensar, como dando por hecho que es así, qué triste...
    Te mando un fuerte beso y te confieso que yo también me desvelo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Chelo, gracias por el apoyo y mando otro beso para tì.

      Eliminar
  9. Ahhhh querida Arethusa has dicho todo lo que posiblemente diría si escribiera sobre este tema IDOLA!! es un honor formar parte de tus redes sociales y seguirte porque eres de las poquísimas personas que tienen clara la "película" Pienso que es triste lo que sucedió en Paris tengo amigos que ahí viven y por suerte están bien PERO también tengo amigos en Siria, Líbano e Irak y me da una impotencia tremenda ver como el mundo entero agarro onda con el hashtag de Paris pero con lo de los países árabes nadie se inmuto es INCREIBLE y vergonzoso ver como las redes sociales discriminan Facebook nunca puso la opción de poner en tu perfil la bandera Siria o Palestina y Youtube JAMAS asigno un canal exclusivo para seguir minuto a minuto lo que sucede así que simplemente me da vergüenza ajena porque como pueblos deberíamos unirnos y desear el bien a todos por igual ya que personas inocentes son las que están muriendo en todos lados no miembros de grupos terroristas, me da mucha risa cuando gente ignorante dice que todos los árabes son terroristas eso solo demuestra la ignorancia en la viven algunas personas y como se dejan manipular por gobiernos corruptos y el primero es el de Estados Unidos porque Obama es UN GRAN hipócrita pero bueno lo único que podemos hacer es informar a otras personas sobre lo que sucede para que se saquen la venda.
    Besos linda!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cher te agradezco mucho el apoyo, definitivamente que el problema no està en la gente en sì, sino lo que los medios nos meten hasta por las narices. Es inmoral promover el odio haciando ver a toda una poblaciòn, cultura y religiòn como terrorista. Parece que muy pronto se ha olvidado lo acaecido con el holocausto, en aquellos tiempos salìa literatura muy fuerte acusando a judìos de las màs espantosas bajezas sòlo para lavar cerebros y conseguir màs apoyo de la gente normal, en temas de guerra para el exterminio racial.

      Besos y el honor es todo mìo al tenerte entre mis contactos.

      Eliminar

Gracias por leer y si te animas a dejar un comentario, gracias de nuevo. Por favor, no dudes en dejarme tu link para devolverte la visita.