martes, 7 de abril de 2015

Mùdate tù ...

¿Por què a todos los que tenemos una inclinaciòn hacia el pensamiento de izquierda, siempre nos mandan a mudarnos hacia Cuba o Venezuela?

Los de derecha creen que nosotros deseamos vivir en otro paìs socialista, cuando lo que en realidad queremos es vivir en nuestro paìs socialista. Estamos tratando de sembrar una semilla, con cada opiniòn "comunista" (como si eso me ofendiera) que damos en las redes sociales. Estamos construyendo, no vamos a huir como huyen capitalistas de sus paìses socialistas ni vamos a derrocar a un gobierno capitalista elegido democràticamente por la mayorìa de panameños.

No he pedido que me den la razòn en lo que opino, ni que no podamos debatir al respecto. El asunto es que yo no estoy tratando de convencer a nadie de que sea socialista conmigo, como nadie me convenciò a mì de serlo o de sentirlo como un deber. Yo simplemente me hartè de ver a unos pocos consumir las riquezas del estado hasta el hartazgo, mientras otros se mueren de hambre. Yo creo que es màs fàcil hacer que un vago trabaje que hacer que un multimillonario comparta su acumulaciòn de capital. Tal vez sea menos costoso (y decente) que los sanos mantengamos a enfermos y lisiados, que darle continuidad al abierto desfalco que funcionarios corruptos año tras año, le propinan a las arcas del estado. Honestamente y con la mano en el corazòn se los digo, no aspiro a tener varias casas y varios carros, sabiendo que en otros rincones del paìs algunos niños y niñas les falta una de las tres comidas o de plano, no han comido nada en todo el dìa.

Todo lo que yo necesito es un trabajo que me remunere dignamente mi esfuerzo, para poder pagar por techo, comida y abrigo, para mì y mi familia. 

Aunque yo quisiera algùn dìa visitar Cuba o Venezuela, Panamà es mi tierra y en ella siempre me voy a sentir màs panameña. Puesto que el paìs es de todos, a todos  nos corresponde librar batallas ideológicas y buscar vencer. Asì que tù en lo tuyo y yo en lo mìo.

Me parece una contradicciòn ridìcula alabar a Mujica en Chile y demonizar a Castro en Cuba o a Maduro en Venezuela. Tres personas distintas, en tres paìses distintos con coyunturas e historias diversas y que sin embargo comparten convicciones similares sin que las apliquen de la misma forma. 

El asunto es construir sobre la realidad de la sociedad en que vivimos y dejar de soñar con un presidente como Mujica que provenga de la extrema derecha, que caiga bien a todos y nos convierta en clase alta a todos.

Me puedo mortificar pensando que en el socialismo tambièn hay corrupciòn y que no puedo meter las manos al fuego por todos los que en el socialismo creen. No obstante, estoy enterada que sòlo Dios es perfecciòn y que por ahora tienes otros planes. Por eso me gusta pensar que sòlo los seres humanos que nos crean a todos  iguales negros, indìgenas, blancos, amarillos, feos o bonitos, pueden conducir un gobierno imperfecto pero màs equitativo al repartir el pan, el gua y las monedas.

Esas personas no van a ser las de derecha. Jamàs podràn serlo las personas que creen que trabajar en una oficina con aire acondicionado es de màs valor que bartir mezcla o regar alquitràn a las calles bajo el sol de medio dìa. Nunca van a poder serlo la gente que cree que es màs inteligente porque alcanzò licenciatura en un sistema educativo mediocre y arcaico. Ni tampoco podràn desaparecer las clases sociales si siguen existiendo grandes corporaciones que explotan a los empleados. Seguirà sin llegar agua potable a casas de campesinos humildes y citadinos asalariados, mientras las mineras continùen contaminando nuestras aguas  a la par que las hidroelèctricas secan nuestros rìos. Seguirà existiendo invasiòn de terrenos mientras un sòlo panameño tenga 3 mansiones, obtenidas con el mismo juega vivo con que el precarista armò su choza de zinc y con la misma viveza con que las constructoras extraen material de nuestra tierra para levantar viviendas carìsimas a travès de bancos donde no se da crèdito a quien planche ajeno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por leer y si te animas a dejar un comentario, gracias de nuevo. Por favor, no dudes en dejarme tu link para devolverte la visita.